ZIMMER

Z-Wave Pro

Ondas de choque para tensado de la piel

Las ondas de choque de alta energía demostraron científicamente tener un gran impacto en la estructura del colágeno y el tejido conectivo de la piel, mejorando la circulación sanguínea. Estimula la formación de colágeno, mientras que la piel se vuelve más elástica y su firmeza es visible después de unos pocos tratamientos.

Gracias a la plataforma de ondas de choque radiales Z Wave, también es posible mejorar significativamente la firmeza y elasticidad de la piel y estimular la regeneración de colágeno. La reducción de grasa, por ejemplo, después de un tratamiento de criolipólisis o lipólisis por inyección también es mayor mediante el uso de Z Wave.

Indicaciones de tratamiento:

  • Celulitis.
  • Estrías.
  • Combinación con Cryolipolysis.
  • Combinación con radiofrecuencia.
  • Combinación con ultrasonido.
  • Combinación con láser.
  • Tensado de la piel (general).
  • Tratamiento de cicatriz estética.
  • Drenaje linfático.

Eficacia de penetración de tejido.

Gracias a su cabezal aplicador de 39 mm, el Z Wave Pro transmite ondas de choque radiales directamente con una alta precisión en el tejido. Se ha observado y documentado que la introducción (o utilización) de una onda de presión mecánica, desencadena varias reacciones tisulares que tienen un efecto beneficioso en la estructura de la piel.

Efectos y reacciones en el tejido.

  • Aumento del flujo sanguíneo.
  • Rejuvenecimiento celular.
  • Fortalecimiento del tejido conectivo.
  • Vaciado de toxinas (efecto de drenaje linfático).
  • Lipólisis mecánica .
  • Mejora del tejido cicatricial .
  • Regeneración de colágeno.
  • Aceleración de la cavitación para reducción de grasa.

Tratamiento amigable para el paciente.

La utilización de ondas de shock radiales para el tensando de la piel posee las siguientes características:

  • Tratamiento no invasivo.
  • Sin reposo.
  • Indoloro.
  • Aplicación simple.
  • Resultados visibles.
  • Versátil.